Señor, yo se que Tu eres mi Padre

Señor, yo se que Tu eres mi Padre
y eso me basta.

Yo se que Tu me amas
y esa es mi alegría.

Yo se que Tu lo sabes todo
y esa es mi confianza.

Yo se que Tu lo puedes todo
y esa es mi fortaleza.

Señor, yo no te puedo amar porque soy una pecadora,
pero Tu me amas hasta en mi pecado.

Señor, yo te olvido,
pero Tu no me olvidas jamas.

Cada minuto de mi vida,
es un minuto de tu Amor hacia mi.

Mi pasado me apena,
pero Tu me perdonas.

El porvenir me inquieta,
pero Tu cuidas de mi.

Sólo tengo el presente para amarte,
pero Tu sólo me pides
que me deje amar por ti.

Y este minuto presente
puede reparar todo un pasado.

Y este minuto presente
es para mi todo un futuro.

Señor, Tu estás en mi
para que yo viva y ame por ti.

Y eso me basta.

Comparte y evangeliza en Facebook y Twitter:
Yahvé nuestro padre