Ave María

Dios te salve, María,

llena de gracia,

el Señor es contigo.

Bendita eres entre todas las mujeres

y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.
Santa María,

Madre de Dios,

ruega por nosotros pecadores,

ahora y en la hora de nuestra muerte.

Amen.

Latín:

Ave María,

gratia plena,

Dominus tecum,

benedicta tu in muliéribus,

et benedictus fructus ventris tui Iesus.

Sancta Maria, Mater Dei,

ora pro nobis peccatoribus,

nunc et in ora mortis nostrae.

Amen.

Comparte y evangeliza en Facebook y Twitter:
La Anunciación del Angel a María